Con un equipo lleno de jugadores experimentados y estrellas, la Juventus ha hecho el ridículo en los cuartos de final de la Champions League.

Son pocos los jugadores que se pueden salvar de la debacle como Szczesny por atajadas salvadoras y Cristiano Ronaldo por el gol, el resto del equipo dejó serias dudas de quienes deben continuar la próxima temporada incluyendo al Técnico Massimiliano Allegri.

De Sciglio desbordado, al igual que su reemplazante Joao Cancelo, la pareja de centrales Rugani – Bonucci fueron sobrepasados por los atacantes del Ajax, Alex Sandro no tuvo acierto para defender ni atacar, Pjanic tuvo un partido para olvidar, Matuidi a pesar de su esfuerzo fue incapaz de contener los desbordes y el buen juego desplegado por el equipo contrario, ni que decir de Dybala y Bernardeschi que se achicaron ante el equipo de Amsterdam.

Kean entro en el segundo tiempo al igual que el uruguayo Rodrigo Bentancur y el esfuerzo de ambos fue inútil en una Juve sin ideas.

Andrea Agnelli, presidente de la Juventus tuvo una de sus peores noches en Turín en donde vio a su equipo deslucido a merced del Ajax.

Un 2 – 1 ajustado, con goles obra de Van de Beek y De Ligt, que no reflejan el dominio ni las oportunidades claras de gol que tuvieron los jugadores del equipo holandés.

El Ajax hizo un gran partido, dominó la mayor parte del encuentro y su buen desempeño limitó las oportunidades del equipo italiano.

Los aficionados de la Juventus deben estar decepcionados de un equipo que realizó una alta inversión para ser campeón de la Champions, y ahora se encuentra eliminado de la Copa de Italia y la Champions.

Puedes seguir a Mundo 724 en Facebook y Twitter, o suscribirte aquí a la Newsletter.