Ocurrió en la escuela primaria de Newberries, en Hertfordshire (Reino Unido), y un día después fue despedida.

“Terminen rápido la tarea o sino los envío a una cámara de gas”  Fue la frase que usó la profesora , que se defendió diciendo que para ella solo era una broma. Pese a que sabia que tenia un grupo de 28 estudiantes de 10 años, 11 de ellos judíos.

Según se conoció, uno de los menores le reclamó por tan monstruosa frase y ella dijo que solo estaba bromeando y se disculpó, antes de pedirles que no le contaran nada a nadie, en específico a sus padres.

“Podemos confirmar que la semana pasada nos enteramos de que un supuesto comentario racista había sido hecho por una profesora que trabajaba en la escuela. Actuamos de inmediato, y nuestros gobernadores y equipo de liderazgo están llevando a cabo una investigación completa. La profesora no regresará”, publicó un portavoz de Newberries Primary School e n comunicado, citado por el Daily Mail.

 

 

Puedes seguir a Mundo 724 en Facebook y Twitter, o suscribirte aquí a la Newsletter.