Imagen Fuente: Cinemateca de Bogotá

Dos de las denuncias en contra del periodista Alberto Salcedo fueron divulgadas por dos de las víctimas mientras que las otras cinco, en las que habría un hombre prefirieron dejarlo de manera anónima. Las dos periodistas que hicieron su denuncia pública son Alejandra Omaña, periodista, escritora y ex actriz porno, reconocida como Amaranta Hank, y la periodista Angie Castellanos.

Por medio de un canal de YouTube en donde se discuten temas de género se divulgaron los hechos, donde relatan que las víctimas eran jóvenes estudiantes de periodismo cuando se vieron involucradas en estas situaciones con Salcedo. Incluso, dos eran menores de 17 años.

Artículo Relacionado 

Ex miembro de Stray Kids es acusado de acoso sexual

En los testimonios de ambas víctimas revelan que se cruzaban con el periodista en espacios académicos, después este las contactaba en redes sociales y, por último, se veían personalmente, ocasión en la que Salcedo al parecer se aprovechaba para acosar sexualmente.

«Mi jefe de ese entonces hacía especial énfasis en ser amables con los escritores, pues del trato que la editorial tuviera con ellos dependía de que decidieran no irse con la competencia. (…) El 7 de marzo, Alberto Salcedo Ramos me invitó por unas cervezas a Usaquén y yo, muy animada, acepté. Soñaba con ser escritora y lo veía como un mentor», inició declarando Alejandra Omaña.

La situación para Alejandra se volvió mala cuando regreso a sus casa me empujó contra la pared y empezó a besarme a la fuerza. Lo alejé, pero me tomó con fuerza con sus manos grandes e intentó meterme su lengua en mi boca» y añadió que a pesar de que ella quería irse para su casa el periodista insistió que se bajara en la de él con el fin de enseñarle películas, música y libros, pues todo esto le iba a servir en su carrera como periodista.

«Cuando entramos al apartamento, inmediatamente me tomó a la fuerza por las manos, las llevó a su pene y empezó a frotarse sobre el pantalón. Tenía una erección. (…) Intentaba alejarme, pero tomada a la fuerza de las manos me llevó a su habitación, se acostó y me sentó encima de él, frotando su pene erecto sobre mi vagina», comentó la mujer.

En el caso de Angie la situación inició por las redes sociales y por diferentes circunstancias que también relata terminó en el apartamento del escritor y dijo que “tan pronto el ascensor cerró, Alberto se abalanzó sobre mí, me besó y todo su cuerpo estaba contra mi cuerpo. (…) Estaba un poco confundida con lo que había pasado, pero él me dijo que tranquila, que íbamos a ver un partido de fútbol», y añadió que después de varias situaciones que se presentaban incómodas para ella en el apartamento, terminó alejándose.

«Mientras yo estaba en la sala, se acerca, me intenta tranquilizar. Me dice que vayamos a la biblioteca. Allí toma un libro, se sienta en una silla y me insiste que me siente sobre sus piernas. (…) Accedo a sentarme sobre él. Continúa leyendo, pero también empieza a tocarme mis muslos, a presionarme contra su cuerpo y a hacerme sentir su erección», relató la víctima.

Durante la entrevista con un medio, el periodista Salcedo aprovecho para dar la versión de los hechos, donde negó las acusaciones y aseguró que todo había sido consensuado. «A lo largo de mi vida he sido respetuoso de las mujeres. Valoro sus luchas por un mundo más justo y equitativo en todos los ámbitos».

Puedes seguir a Mundo 7/24 en Facebook y Twitter, o suscribirte aquí a la Newsletter.

Fuente: Redacción Mundo 7/24,  Anyel Ruiz.